La deuda asciende Q2 millones 700 mil en concepto de impuestos por funcionamiento de taxis en la ciudad, la Municipalidad genera recibos, más de la mitad está en mora.

Por Carlos Vásquez/La Prensa de Occidente

La procuradora de cobros de la Municipalidad quetzalteca, Leslie Mérida, señala que 686 recibos se generan mensualmente, sin embargo, solo 353 taxistas llegan a cancelar, los otros 333 ya no se presentaron desde hace varios años, por lo que se supone que cambiaron de vehículo o dejaron de laborar, a algunos no se les localiza en las direcciones registradas.

La mensualidad por el derecho es de Q50.00 mensuales, según el acuerdo entre la comuna y los pilotos.

Deuda ficticia

Carlos Cojulún, asesor de la Asociación de Taxistas del Parque Central, dijo que la deuda es de los taxis rotativos, que hace años no funcionan.

“La deuda puede no ser real, debido a que muchos recibos se empezaron a generar sin que fueran cancelados desde el principio, por ejemplo, María Dolores Cotom Sacor desde hace 15 años no paga, su deuda llega a Q14,971.26, el taxi que ella tenía estaba ubicado en el Hospital Rodolfo Robles, la Policía Municipal de Tránsito lo buscó y no lo ubicó; otro taxi tenía como dirección Plazuela a Tecún Umán ruta 10, zona 5, pero esa plazuela ya no existe y la dependencia de digitalización sigue generando recibos mes a mes”, dice Cojulún.

Deficiencia municipal

Carlos Cojulún, asesor de la Asociación de Taxistas del Parque Central, señaló que en varias ocasiones han llegado a la comuna para exigir la firma de contratos de funcionamiento, pero no se los dan.

Los miembros del Concejo Municipal podrían ser sancionados por parte de la Contraloría General de Cuentas debido a que el 11 de octubre del 2016 aprobaron, por mayoría, el aumento de la tasa a los taxistas estacionarios, de Q50.00 a Q75.00; los rotativos a Q100.00 mensuales. El acuerdo fue publicado en el diario oficial el 21 de diciembre del 2017 y entró en vigencia al día siguiente de su publicación, los recibos de enero y febrero del 2018 salieron con la tarifa anterior.

El síndico y presidente de la Comisión de Transportes de la comuna altense, Diego Morales, dijo a La Prensa que no se ha cobrado la nueva tarifa porque no se han podido firmar los contratos debido a que no encontraron información de cuántos taxis existían y dónde estaban ubicados. “Se tienen 86 contratos que llenaron los requisitos, pero esperamos que los demás cumplan con actualizar sus datos”, señaló Morales.