Esta semana llegó la confirmación de las embajadoras del triatlón quetzalteco para estar en la edición XVIII de los Juegos Panamericanos, que este año serán en territorio sudamericano.

Las gemelas Schoenfeld son la esperanza para intentar triunfar en Perú.

Por Stuardo Calderón/ La Prensa de Occidente

Bárbara y Daniela nuevamente serán las dos cartas que Xela tendrá para intentar hacer historia en esta competición, donde apuestan por su experiencia y talento.

La sede del evento de triatlón será en playa Agua Dulce de Chorrillos y la competencia se realizará el 28 de julio.

Bárbara manifestó sentirse emocionada por volver a representar a su país y afirmó que esta vez llegan con nuevas expectativas.

Ambas participarán en la distancia estándar, que constará de 1,500 metros de natación, 40 km de ciclismo y 10 km de carrera pedestre.

“Estábamos a la espera de confirmar nuestra participación, nos esforzamos por lograr la marca para estar en Perú y vamos a prepararnos para estar a la altura de la competición”, expresó Daniela.

Compartir