Liu Adrián Lau Girón con honores en el ranquin de taekwondo celebrado en el vecino país, donde se lleva el oro ante más de 500 competidores.

Por Stuardo Calderón/La Prensa de Occidente

Lau formó parte de la preselección nacional que fue invitada al evento deportivo en El Salvador y dio una gran exhibición al ganar el combate estelar ante el campeón del equipo rival.

En el evento compitieron más de 500 taekwondistas y de cada categoría seleccionaron al campeón para enfrentar a los guatemaltecos, quienes llegaron para medir el nivel de competencia.

“Peleamos contra el campeón de cada peso y gracias a Dios logré la medalla de oro. Es motivador, porque esto me abre la puerta para estar en la selección nacional”, comentó Adrián.

Ahora, el gran reto de Liu es ganarse una plaza en el combinado patrio; para lograrlo debe vislumbrar en un campamento que comenzó ayer y finaliza el miércoles 30 de octubre.

“En este deporte, perder un combate significa no viajar un año y cerrarse muchas opciones, pero esta vez las cosas mejoraron y estoy con grandes expectativas de integrar la delegación nacional”, añadió.

Lau Girón estuvo en la selección “B” juvenil por cuatro años. Afirmó que no tuvo la oportunidad de ir a un torneo importante, pero ahora en la selección absoluta se le pueden abrir puertas para explotar su talento y ser parte un ciclo olímpico.

“Tengo 18 años y el apoyo de mis papás ha sido muy importante. El sueño de mi padre era ser deportista y ahora lo ve reflejado en mí”, concluyó.