“Una cancha de fútbol, un balón, una afición detrás alentando y los protagonistas, son los ingredientes que se necesitan para vivir la adrenalina del tradicional campeonato navideño de El Calvario, que tiene más de tres décadas de brindar emociones”

Por Stuardo Calderón/La Prensa de Occidente

Edwin Rojas, organizador y árbitro del evento deportivo en este año, afirma que este certamen es uno de los más significativos de la ciudad y que cuenta con gran afluencia de aficionados en todas las edades.

En el torneo compiten tres divisiones: Moscos, con 10 equipos inscritos; Juvenil con siete, y Libre, 38 afiliados.

“Es el primer año que estoy pitando, con lo que se recauda de los arbitrajes compramos los trofeos para los campeones”, comentó Rojas.

El formato de competencia es de todos contra todos, los primeros dos avanzan a semifinales, y hay una eliminatoria entre el tercer al sexto lugar para definir a los dos clasificados que restan.

Bryan Cotom del Deportivo Joshafath de la categoría Juvenil, comentó: “Hasta el momento, el equipo no ha perdido ningún partido, la organización ha estado bien. Jugar acá es muy emotivo por el significado que tiene para muchas personas”.

Los partidos desarrollan en diferentes horarios, entre 16 y 18 horas se juegan los de la Juvenil, y los de la Libre juega de 18 horas en adelante.