“Conviértete y cree en el evangelio” o “Acuérdate que eres polvo y en polvo te convertirás”, son las frases que acompañan la imposición de la cruz de ceniza en la frente de los fieles católicos durante este Miércoles de Ceniza, primer día de la Cuaresma.

Por José Racancoj

A los diferentes templos católicos de Quetzaltenango acuden miles de fieles para participar en la santa eucaristía y la imposición de la cruz de ceniza, la cual esta hecha de las palmas bendecidas en el Domingo de Ramos del año anterior.

Esta fecha marca el inicio de un periodo de 40 días en los que la Iglesia llama a los fieles a la conversión y a prepararse verdaderamente para vivir los misterios de la Pasión, Muerte y Resurrección de Cristo en Semana Santa.

Estos son algunos aspectos que debes conocer sobre el Miércoles de Ceniza

  • La palabra ceniza, que proviene del latín “cinis” representa el producto de la combustión de algo por fuego. Esta adoptó tempranamente un sentido simbólico de muerte, caducidad, pero también de humildad y penitencia.
  • La ceniza, como signo de humildad, le recuerda al cristiano su origen y su fin: “Dios formó al hombre con polvo de la tierra” (GN 2,7); “hasta que vuelvas a la tierra, pues de ella fuiste hecho” (Gn 3,19).

  • Las cenizas se producen al quemar los restos de las palmas bendecidas el Domingo de Ramos del año anterior. Estas son rociadas con agua bendita.
  • Las cenizas se imponen en la frente al termino de la homilía y esta permitido que los laicos ayuden al sacerdote.
  • Cuando no hay sacerdote la imposición de cenizas se puede realizar sin misa. Pero es recomendable que al acto este acompañado de la liturgia de la Palabra.
  • No existe tiempo exacto para llevar las cenizas en la frente.
  • Puede recibir este sacramental cualquier persona, inclusos no católicos.
  • En Miércoles de Ceniza es obligatorio el ayuno y la abstinencia para los mayores de 18 años y menores de 60.