Técnicos del Ministerio de Ambiente y Recursos Naturales realizaron una verificación en los desfogues de los drenajes de la granja de rehabilitación Cantel, donde determinaron que la contaminación aumentó.

Por: Mirna Alvarado

El recorrido se desarrollo en seguimiento a una denuncia presentada ante la Procuraduría de los Derechos Humanos, la cual fue presentada por vecinos de la comunidad de Urbina del Municipio de Cantel, lugar donde se ubica ese centro carcelario.

“La revisión fue para comprobar el comportamiento de la contaminación ambiental, generada por los desfogues de aguas negras”, dijo Leonel Estrada técnico del MARN.

 

De acuerdo con Estrada la verificación determino que el departamento de cumplimiento legal central de esa entidad no ha acatado las recomendaciones respectivas, razón por la cual el daño se agravó.

“Son varias los vecinos que habitan cerca del desfogue, estimamos que son aproximadamente 15 familias, las más afectadas”, señaló Estrada.

Luego de esta observación la Delegación del Ministerio de Ambiente realizará los informes necesarios que luego se trasladarán a donde corresponda para su trámite.