La mayoría de farmacias en la ciudad altense carecen de este producto, el cual es de uso obligatorio. 

Por José Racancoj 

Tras un monitoreo realizado esta semana por la Dirección de Atención al Consumidor (Diaco) en 17 farmacias y establecimientos que venden productos quirúrgicos de Xela, se determinó que solo en tres de ellos habían mascarillas en existencia.

Laureano Aguín, delegado de la Diaco en Quetzaltenango, explicó que en dos establecimientos se encontraron mascarillas quirúrgicas a la venta, mientras que en otro habían tapabocas. En el resto de negocios se reportó desabastecimiento. 

“Los encargados de las farmacias y otros establecimientos nos dijeron que han hecho gestiones ante las empresas mayoristas, y ellos les han dicho que aproximadamente la otra semana ya tendrán producto. Nos corresponde verificar la existencia de mascarillas en los próximos días y los precios con los que ingresan”, comentó. 

Los precios de las mascarillas, que actualmente son de uso obligatorio en todo el país, varían, aunque en promedio se pueden conseguir a Q5 en ciertos negocios. 

Aguín señaló que lo sí hay en existencia es alcohol en gel. 

Demanda en las calles
Contrario a lo que sucede en las farmacias, en varios puntos de la ciudad se observa a personas ofreciendo mascarillas, que en su mayoría son de tela o de otros materiales. 

Juan Nájera, director del Área de Salud de Quetzaltenango, explicó que la mascarilla menos recomendable es la de tela, “no protege, ni a la persona de adentro hacia fuera, ni de fuera hacia adentro”. 

La más indicada, explicó, es la mascarilla quirúrgica, la cual tiene una vida útil de 24 horas. 

En cuanto a la mascarilla N95, Nájera señaló que ésta es indicada cuando personal de salud tiene contacto directo con alguna persona sospechosa o que sea positiva a covid-19.