El director de la OMS ha dicho que para esta semana también se espera que se alcance la cifra de los 750 mil decesos. 

Tedros Adhanom Ghebreyesuse, director general de la Organización Mundial de la Salud (OMS). Foto Reuters 

Por José Racancoj 

En una sesión informativa realizada este lunes, el  director general de la Organización Mundial de la Salud (OMS), Tedros Adhanom Ghebreyesus, adelantó que esta semana el mundo llegará a los 20 millones de casos detectados y 750 mil decesos por covid-19. 

“Detrás de estas estadísticas hay una gran cantidad de dolor y sufrimiento. Cada vida perdida importa. Sé que muchos de ustedes están de luto y que este es un momento difícil para el mundo. Pero quiero ser claro, hay brotes verdes de esperanza y no importa dónde esté un país, una región, una ciudad o un pueblo, nunca es demasiado tarde para dar la vuelta al brote de Covid-19”, explicó, de acuerdo con el medio ABC. 

El funcionario reiteró que los líderes deben redoblar las medidas y la población necesita adoptar nuevas disposiciones, y puso a Nueva Zelanda como ejemplo para el mundo, pues recientemente llegó a 100 días sin casos locales de coronavirus.

El responsable de la OMS apuntó que “existe una gran brecha entre los fondos necesarios para combatir la pandemia de coronavirus y los fondos comprometidos en todo el mundo”, según Reuters. “Solo para las vacunas se necesitarán más de 100 mil millones de euros. Esto suena como mucho dinero y lo es. Pero es pequeño en comparación con los 10 billones de euros que ya han invertido los países del G20 en estímulos fiscales para hacer frente a las consecuencias de la pandemia hasta ahora”.

Por su parte, el director ejecutivo del Programa de Emergencias Sanitarias de la OMS dijo que el covid-19 no parece seguir el patrón estacional que algunos virus muestran, lo que dificulta su control, de acuerdo con la AP.

A diferencia de otras enfermedades respiratorias como la influenza que se propagan principalmente en invierno, la pandemia del coronavirus toma fuerza en verano. Eso pese a las predicciones anteriores de científicos y políticos de que se degradaría bajo el calor.

“Este virus no ha mostrado un patrón estacional de ese tipo”, subrayó el médico Michael Ryan. “Lo que está demostrado claramente es que si uno quita presión al virus, éste se recupera”.