La comuna de Cabricán organizó un festival navideño donde los pobladores se olvidaron del distanciamiento social y se aglomeraron, lo que contraviene las recomendaciones para evitar la propagación del covid-19.

Evidente aglomeración durante festival navideño en Cabricán. Foto: redes sociales

José Racancoj/La Prensa de Occidente
El director del Área de Salud de Quetzaltenango, Juan Nájera, criticó las actividades navideñas que las mismas municipalidades han impulsado donde se irrespetan los protocolos para evitar contagios de coronavirus.

Uno de estos eventos se realizó el fin de semana pasado en Cabricán, donde se evidenció en una transmisión de la misma municipalidad, que hubo aglomeración de los pobladores durante el encendido del árbol navideño.

Nájera dijo que esperan “pesimistamente hablando” que a finales de este mes, o en los primeros días del otro año, haya un repunte bastante considerable de casos de covid-19.
Pero ¿por qué sucederá esto? El galeno dijo que esto se debe a que se están autorizando eventos “de una forma irresponsable, sin tener el menor sentido común”.

“Cómo es posible que por alumbrar un árbol navideño y hacer un concierto y ganarme la simpatía de la gente ponga en riesgo su salud y su vida”, agregó.

Juan Nájera, director del Área de Salud de Quetzaltenango.

El funcionario también calificó de “inaudito” e “insensatas” este tipo de acciones que promueven los mismo alcaldes, como el caso de Eleazar López, jefe edil de Cabricán, quien promovió el festival navideño en su localidad, donde se observaron a personas con y sin mascarilla.

“Es un atropello a los Derechos Humanos y a la salud de la gente, no podemos estar jugando con la pandemia. El presidente de la Anam (Asociación Nacional de Municipalidades) ya tiene conocimiento de esto”, dijo.