Familiares de las victimas piden ayuda para obtener los recursos y repatriar los restos de sus familiares calcinados encontrados en la zona fronteriza entre México y EE.UU.

Familiares de Marvin Tomás Tomás

Mirna Alvarado/LaPrensadeOccidente

Entre los 19 cuerpos hallados en una camioneta calcinada en una brecha del ejido Santa Anita, en el municipio de Camargo, Tamaulipas, fue identificado un joven futbolista guatemalteco, quien jugaba en un club de la tercera división.

En la página oficial de Facebook del club Juventud Comiteca, de la tercera división de la Liga Nacional de Guatemala, se rechazó la masacre, en la misma se lamenta la muerte de Marvin Alberto Tomás Tomás “El Zurdo”, de 22 años, jugador del club y que habría viajado para probar suerte en Estados Unidos.

«Junta directiva, cuerpo técnico, jugadores y la afición de juventud Comiteca repudiamos el vil asesinato de nuestros compatriotas y en especial de nuestro Joven Jugador Marvin Alberto Tomás Tomás, El Zurdo, gracias por ser parte de nuestro sueño, gracias por tu entrega, gracias por darnos la oportunidad de conocerte… por todo gracias campeón», escribieron en la página de Facebook.

Esta es la publicación que realizaron los integrantes del equipo de fútbol al que pertenecía Marvin Tomás

Fuentes del gobierno indicaron que se ha identificado también se identificó a Enrique López López y a Osmar Neftalí Miranda Baltasar, ambos de la aldea Chicajalaj del municipio de Comitancillo San Marcos.

“Mi cuñado salió con rumbo a Estados Unidos para reunirse con su familia, porque todos están allá aquí solo están sus tres hermanas, convivimos durante las fiestas de fin de año después nos dijo que se quería estar con su familia y se fue, ni llegó ni se quedó en su tierra”, dijo el familiar de Enrique López.

Álvaro Miranda Temá padre del joven Osmar Neftalí comentó que su hijo se comunicaba periódicamente con ellos, “nos contaba de su trayecto, siempre decía por donde iba, que estaba bien, pero hace dos días que ya no hablo, buscamos información con las personas que se lo llevaron y nos dijeron que él estaba entre las personas que mataron en la frontera”, refirió.

Álvaro Miranda padre de Osmar Miranda Baltasar de 19 años quien buscaba el sueño americano con la finalidad de brindarle mejores condiciones de vida para su familia

Ambas familias piden a la población su ayuda y exigen al gobierno Guatemalteco su intervención para la repatriación de sus familiares así como investigar quienes fueron los responsables de la masacre.

Entre los primeros indicios, se indica que las víctimas recibieron disparos «y después se les prendió fuego». Sin embargo, no se localizaron casquillos, por lo que la fiscalía de Tamaulipas cree que pudieron haber sido asesinadas en otro lugar.

Dos cadáveres calcinados estaban en los asientos delanteros de uno de los vehículos, que era una camioneta de carga, otros dos en el exterior y 15 en la parte trasera, detalla el comunicado.

La madre de Osmar Neftalí comentó que el día que su hijo salió con rumbo a Estados Unidos le dio un abrazo y le dijo que se verían pronto. «Él lo único que quería era que yo pudiera comprar mis medicamentos», dijo.

Los cuerpos ya son analizados por expertos forenses, pero el daño provocado por el fuego complica su identificación, detalló una fuente de la fiscalía, que pidió no ser identificada.

El Consulado de Guatemala en México ya se puso en contacto con la Fiscalía General de Justicia de Tamaulipas, para la identificación de las personas asesinadas y sus cuerpos calcinados en la cajuela de una camioneta.

El comunicado de la Fiscalía señala que el reporte ciudadano, que alertó a las autoridades, indicaron que, en el lugar se habría llevado una balacera y los delincuentes incendiaron dos camionetas, además aseguraron que se escucharon los gritos de varias personas que se estaban quemando.

Dentro de la cabina se aseguraron tres armas largas, sin embargo, ninguno de los cuerpos localizados en la caja de la camioneta, portaba algún tipo de armas, por lo que las autoridades suponen que se trató de un grupo de migrantes.