Un autogol y diversos errores le costaron el partido al cuadro superchivo, que vio desvanecerse una vez más el sueño de la Sexta Luna ante uno de sus mayores verdugos.

José Racancoj/La Prensa de Occidente
Un desconocido Xelajú MC no supo aprovechar su condición de local y el buen resultado obtenido de visita, y cayó 2-0 (3-1 global) ante Guastatoya, el rival al que no logra superar en las fases finales.

La afición altense veía cerca una nueva final, pero los jugadores fallaron en un partido clave y cometieron múltiples errores que le costaron el pase.

Un autogol de Gerardo Arias y la expulsión de Pablo Mingorance fueron cruciales en la derrota.

Distracciones en defensa
Durante los primeros minutos, Xela inició con intensidad y generó algunas jugadas de peligro pero sin poder concretarlas.

Al minuto 22, Wilber Pérez se perdió una jugada clara para los chivos, cuando quedó sólo frente a la portería pero su cabezazo se fue desviando por poco.

Luego de esta jugada, los chivos perdieron el control del partido y comenzaron a sufrir, con distracciones de la última línea.

Las constantes llegadas de los visitantes surtieron efecto al minuto 36, cuando en un centro apareció Gerardo Arias, quien en su intento de desviar la pelota anotó en su propia puerta.
Así culminaría el primer tiempo.

Se consuma la derrota
Ya en la segunda parte, al minuto 49 los altense se quedaron con uno menos, tras la expulsión de Pablo Mingorance, quien cometió una dura falta.

Al 69′ y al 70′, los chivos tuvieron una doble ocasión con las que rozaron el empate y la clasificación en ese momento. Primero el portero pecho amarillo salvó un fuerte remate de Israel Silva, y sólo un minuto después la defensa evitó la anotación de Juan Yax quien ya había dejado en el camino al arquero.

La serie fue liquidada al minuto 77, con una anotación de Luis Martínez, quien aprovechó un error en defensa para vencer a David Monsalve.

Guastatoya se medirá a Municipal en la final.