Aunque no se ha confirmado la circulación de la nueva cepa derivada de la covid-19 en Quetzaltenango las autoridades no descartan su existencia en el departamento, ante lo cual piden a la población no relajar las normas de protección.

Mirna Alvarado/LaPrensadeOccidente

En ruega de prensa viceministro de Salud, Edwin Montúfar, dijo que luego de un repunte de casos en Huehuetenango y Totonicapán, se realizaron análisis lo que llevo a la identificación de cinco casos de la variante conocida como «California».

La cepa es altamente infectante, “eso puede explicar el aumento de casos en estos últimos días», dijo el funcionario, este jueves el Tablero de Covid-19 reportó más de 1,500 casos positivos en Guatemala, en sólo 24 horas, esto después del descanso de Semana Santa.

El funcionario aseguro que son 7 casos con la mutación, la cual es 20% más contagiosa que la cepa original, estas variantes fueron detectadas en Guatemala y El Progreso, ante ello las entidades que conforman el Centro Operaciones de Emergencia del departamento, sostuvieron una reunión en la que determinaron apoyar las acciones de las autoridades municipales para contener el virus.

“Hacemos la sugerencia de los protocolos que se deben seguir, respetamos la autonomía municipal, en la cabecera por ejemplo apoyamos la multisectorial que se dedica a verificar que los negocios y comercios cumplan con los protocolos y aquellos que no deben acatar las sanciones”, afirmó el gobernador Erick Tzún.

Tzún resalto que la intención no es tomar medidas más extremas, “lo que queremos es evitar un estado de calamidad y toque de queda porque se afecta no solo la gente que se queda en casa sino la economía del país que hasta ahora se está recuperando”, agregó.

El funcionario enfatizó que no se puede obligar a la población a utilizar la mascarilla y mantener distancia, “No podemos ir con cada persona y obligarlos a usar la mascarilla, pedimos a la población para que nos ayude, los doctores hacen su mejor esfuerzo para salvar vidas pero esta enfermedad se puede contener, se puede prevenir si la población no se descuida”.

El director del Área de Salud integrante del COE, dijo durante la conferencia de prensa que es importante que la población acate las medidas de bioseguridad. “Desde ahora por favor, no más reuniones, no más convivios, no más paseos porque es un riesgo bastante alto para contraer la enfermedad, ya tenemos la notificación de las tres nuevas variantes de la nueva cepa”.

Por el momento no hay ningún caso confirmado de la nueva cepa en Quetzaltenango, sin embargo se debe los análisis deben ser procesados por el laboratorio nacional para descartar la presencia de estas variantes.

“La circulación es a nivel nacional, el dato oficial que tenemos es que solamente en la capital y el Progreso se han detectado estas nuevas variantes, a título personal creo que si ya tenemos circulación de esta variante pero tenemos que confirmarla mediante laboratorio”, aseguró el doctor Juan Nájera.
El galeno agregó que la población joven es la que se está enfermando con mayor rapidez y con mayor severidad, además estas variantes tienen un periodo de incubación más corto que el covid-19, por lo que produce mayor letalidad.

De acuerdo con el director del Hospital Regional de Occidente (HRO), Giovanni Ortega, el departamento está al frente de un repunte mucho mayor que el año pasado cuando se enfrentó la primera ola.

En los primeros cinco días de abril ese nosocomio detecto 133 contagios de covid -19, los números podrían aumentar en las próximas semanas.

“El pico más alto que fue en marzo con 450, lo que nos indica que estos 133 se van a triplicar en lo que resta del mes, creeos que vamos a llegar a los 800 contagios al final del mes, ya no son solo pacientes de la tercera edad sino también jóvenes, hay un alto índice de mortandad”, puntualizó, Ortega.