El Gobierno ruso ha iniciado las negociaciones para que se modifiquen las restricciones de viaje a esas naciones que excluyen a los vacunados con el suero del Instituto Gamaleya, esto mientras que la OMS aprueba el uso de emergencia de la Sputnik.

Mirna Alvarado/LaPrensadeOccidente

El Gobierno ruso comenzó una serie de diálogos con Estados Unidos y con las naciones de la Unión Europea para liberar el ingreso a esos países de las personas que se vacunaron contra el Covid-19 con la Sputnik V.

Mikhail Murashko, ministro de Salud ruso, confirmó la información en una serie de tuits que publicó el usuario del Instituto Gamaleya. El funcionario ruso aseguró que habló en Ginebra con Estados Unidos sobre el reconocimiento de certificados de viaje y sostuvo que “este es el inicio de un diálogo constructivo”, apuntó.

“Ellos escucharon los argumentos; entienden que es racional porque aprobar una vacuna para la venta en el mercado y aprobar un medicamento como profilaxis contra Covid-19 son dos procesos diferentes”, afirmó Murashko.

 

Hace dos semanas se dio a conocer que la Organización Mundial de la Salud (OMS) suspendió el proceso para darle el aval a la vacuna Sputnik V, después de detectar irregularidades en una de las plantas de producción del fármaco.

En tanto avanzan las negociaciones con la OMS, Murashko aseguró que “hasta la fecha se eliminaron todas las barreras, por lo que hoy no vemos ningún obstáculo para nuestro trabajo, agregó: “Solo restan procedimientos administrativos menores”.